Política deportiva
Confederación Argentina del Deporte (CAD) - La Institución madre del Deporte Nacional

PDFImprimirE-mail

 

 

Ante el DNU 92 del Poder Ejecutivo Nacional del 29 de enero de este año (rechazado por anticonstitucional en la Comisión Bilateral el 7 de febrero) y la insistencia con un proyecto de ley por el cual se desconoce a la Confederación Argentina de Deportes (CAD) como la institución rectora del deporte nacional presentamos este capítulo del libro “Historia Política del Deporte Argentino” del reconocido dirigente e historiador Víctor F. Lupo:

 

20190718Logo-CAD

 

El 23 de septiembre de 1899 el General Julio Argentino Roca fundó la Sociedad Hípica Argentina, para la organización de distintas competencias hípicas. En 1902 esta institución reformó sus estatutos y se transformó en la Sociedad Sportiva Argentina, presidida por el barón Antonio De Marchi, uno de los más reconocidos dirigentes deportivos de la época, y, además yerno del Presidente de la Nación, el General Roca. Valga recordar que una de las sedes de esta nueva institución se encontraba donde actualmente está el Campo Hípico Militar con las dos canchas de polo, y allí se realizaban variadas actividades deportivas. De ese campo partió el legendario Jorge Newbery junto a Aarón de Anchorena en el globo “Pampero” en 1907, para cruzar el Río de La Plata. También en este lugar se jugaron los primeros partidos de fútbol entre argentinos representados por Club Alumni y un equipo ingles  (Southampton) perdiendo por 3 a 0 los locales el 26 de Junio de 1904. Y el 24 de junio de 1906 Alumni vence a un equipo de británicos de la Liga de Sudáfrica por 1 a 0, con gol de Alfredo Brown y la presencia del Presidente de la Nación, José Figueroa Alcorta.

 

Durante 1908 por la Ley 6.277, la Sociedad Sportiva Argentina ingresó a formar parte del Consejo Superior del Deporte (primer antecedente del CONADE, creado luego por Perón) junto a miembros de los ministerios de Guerra y de Instrucción Pública, del Consejo Nacional de Educación y de las Universidades Nacionales. Este Consejo tenía como misión aprobar los reglamentos y programas que administraba la Sociedad Sportiva Argentina.

 

La institución, presidida por De Marchi, fue responsable de la organización de las “Primeras Olimpíadas Sudamericanas”, que se disputaron como parte de los festejos del Primer Centenario de la Revolución de Mayo, organizadas y realizadas en Buenos Aires por el gobierno porteño.

 

El 18 de junio de 1914, el general Gregorio Vélez, ministro de Guerra del presidente Roque Sáenz Peña, ocupó militarmente el estadio de Palermo, desalojando a la Sociedad Sportiva Argentina y ordenando la continuidad de las obras del estadio que se estaba construyendo y que habían sido paralizadas por disposición del intendente, doctor Joaquín S. de Anchorena. Esto originó un conflicto entre los personajes en cuestión por los derechos de la Nación o el Municipio sobre ese predio. Todo terminó con la renuncia del General Vélez, luego de morir en agosto de ese año Sáenz Peña y asumir como Presidente, Victorino De La Plaza.

 

Pero a partir de ese año la Sociedad Sportiva se fue diluyendo institucionalmente y no se encuentran ya constancias o testimonios de reuniones o eventos producidos por ella.

 

Ante este vacío institucional la dirigencia deportiva nacional se dividió en dos tendencias. Una que luchaba para la formación de una institución sucesora de la Sociedad Sportiva Argentina, pensada como rectora de la Federaciones Nacionales, cuyo poder oculto era el barón De Marchi. La otra pretendía formar una delegación nacional del recientemente formado Comité Olímpico Internacional (COI), cuyo principal sostenedor era César Viale.

 

Entre los meses de julio y septiembre de 1921, ante la necesidad de constituir una Institución que logre la armonía y la cooperación de las distintas actividades deportivas, en la sede del Círculo de la Prensa de Buenos Aires, y por iniciativa de los dirigentes de esta institución (Arata y De Muro), se realizan tres reuniones con la idea de formar una Confederación que albergue en su seno a todas las Asociaciones y Federaciones de los distintos deportes.

 

El doctor César Viale, representante de la Federación Argentina de Box, aunque en principio estaba de acuerdo, en la votación final fue el único miembro que se abstuvo de votar, porque estimaba que “estando formado el Comité Pro-Juegos Olímpicos, la nueva entidad no podía ser sino el mismo Comité con otro nombre o modificado, aprovechándose los trabajos ya realizados”. Pero el 19 de septiembre de 1921, bajo la presidencia de la Nación del Dr. Hipólito Yrigoyen, se crea la Confederación Argentina de Deportes (CAD) impulsada por uno de los pioneros de la dirigencia deportiva nacional, Antonio De Marchi.

 

Esta disputa (que aún sigue en la dirigencia argentina), la encontramos históricamente registrada, en la página 177 del libro de César Viale, “El deporte argentino” (1922), cuando en la carta que le envía al barón De Marchi le expresa: “Existe un punto oscuro que es el de saber quién es el que presidirá la delegación a la Olimpíada del Brasil, si el C.O. (Comité Olímpico) de este país o su Confederación de Deportes”.

 

El primer presidente elegido por cuatro años de la CAD fue el doctor Rafael Cullen (titular de la Federación Atlética Argentina y presidente del Club Atlético San Isidro), que la dirige hasta enero de 1925, pero no llegó a cumplir su mandato, para ser reemplazado por el  doctor Marcelo Fitte (presidente del Club Universitario) hasta la finalización de ese mandato en septiembre. Esta nueva institución obtuvo su personería jurídica el 24 de julio de ese año. 

 

Por el Decreto 74 del 31 de mayo de 1927 firmado por el Presidente de la Nación, doctor Marcelo Torcuato de Alvear, “se reconoce a la Confederación Argentina de Deportes (CAD), presidida por el Dr. Juan Carlos Palacios (1925-1928), como Comité Olímpico Argentino“, institución que había sido creada por un decreto del 31 de diciembre de 1923, por lo que la CAD debía “adoptar todas las resoluciones relacionadas con la participación de los deportistas argentinos en los Juegos Olímpicos”. Este sería el principio de lo que se conocería en el ámbito deportivo como la CAD-COA, que rigió los destinos del deporte nacional hasta 1956, aunque oficialmente para la conducción del deporte argentino sólo era reconocida la CAD.

 

A Palacios lo sucedió en la presidencia de la institución, el doctor Juan Bautista Peña (mayo 1928 - julio 1929).

 

En 1929 por una Ley se otorgó un subsidio a la CAD, presidida en ese entonces por Juan Carlos Gallegos (julio - noviembre 1929), para concurrir a las ediciones IXº (Los Ángeles 1932) y  (Berlín 1936) de los Juegos Olímpicos. 

 

Entre noviembre de 1929 y noviembre de 1932 la presidió Horacio Bustos Morón, regresando en ese momento a la presidencia, el Dr. Palacios hasta abril de 1933. El doctor Alberto León se hizo cargo de la CAD hasta noviembre de 1934.

 

Desde 1937 la Confederación Argentina de Deportes pasó a integrar la Comisión Asesora Honoraria de Fomento del Deporte, creada para administrar el Fondo de los Deportes, de acuerdo al artículo 29º de la Ley Nacional 12.345, dictada cuando era presidente de la Nación el general Agustín. P. Justo. Desde esta Comisión se otorgaron por aquellos años los préstamos para la construcción de los monumentales estadios de River Plate y de Boca Juniors, entre otras obras de magnitud.

 

Durante el curso de la Segunda Guerra Mundial (cuando se suspendió la realización de los Juegos Olímpicos), la Confederación Argentina de Deportes, organizó los Juegos Argentinos, bajo la presidencia de Próspero G. Alemandri (entre otras cosas, autor del libro “Moral y Deporte”). Nuevamente el doctor Juan Carlos Palacios fue elegido presidente entre los años 1938 y 1947.

 

En el año 1947 el Presidente de la Nación, General Juan Domingo Perón, por el Decreto Nacional 34.817 del 6 de noviembre, incorporó la CAD (presidida por el ingeniero Ricardo Sánchez de Bustamante hasta 1948) al Consejo Nacional de Educación Física, que por la Ley 12.932 de ese año, podía otorgar préstamos en efectivo destinados a financiar la construcción de estadios, campos e instalaciones deportivas en todo el país. Con estos préstamos se emprendió la construcción de los estadios de fútbol de Huracán, Vélez Sársfield, Racing Club de Avellaneda, Sarmiento de Junín, más el Velódromo de Ciclismo de Palermo y el Complejo Olímpico recreativo de Ezeiza, entre otras muchas obras que le dieron al deporte argentino un incomparable empuje. 

 

En 1948 por el Decreto Nacional 36.247, el Estado Nacional reasumió la misión de organizar y dirigir las representaciones argentinas en torneos deportivos internacionales, que desde 1927 ejercía la Confederación Argentina de Deportes (CAD). 

 

En diciembre de ese año comenzó a ejercer la presidencia de la institución quien presidía la Corte Suprema de la Nación, el doctor Rodolfo Valenzuela(un ex esgrimista olímpico del equipo de florete en Los Ángeles 1932 y Berlín 1936). 

 

Durante su mandato y hasta la intervención institucional en 1956, la Confederación Argentina (CAD) tuvo un protagonismo jamás igualado hasta entonces y nunca vuelto a conseguir, para desgracia del deporte argentino.

 

El 18 de julio de 1950 en la sede de la CAD-COA, Carlos Pellegrini Nº 1362, se inauguró la “Casa del Deporte” y el general Perón, acompañado de su esposa Evita, asistió al acto. En su discurso a los dirigentes y deportistas presentes el Presidente de la Nación expresó: “En la República Argentina se hará en deportes lo que diga la Confederación, y nada más”, dejando muy en claro la importancia que la máxima autoridad de la República le otorgaba a esta“Institución libre del Pueblo”, como él mismo la denominaba. * “En 1978 esta sede paso a la calle Juncal 1662, compartida con el COA, quien en el año 2010 le compro su parte en un acto por lo menos suspicaz ante la indiferencia total de los funcionarios del estado nacional”.

 

En 1951 la CAD tuvo su “gran prueba de fuego organizativa” para el desarrollo de los “Primeros Juegos Deportivos Panamericanos”, disputados en la ciudad de Buenos Aires, entre febrero y marzo. Su resultado final no podía ser mejor. Una organización sobresaliente y Argentina primera en el medallero continental superando a los Estados Unidos de Norteamérica.

 

Hecho histórico, solamente igualado 40 años después por otro país, Cuba, en los Xº Juegos Deportivos Panamericanos de La Habana en 1991. Todos los demás Juegos entre estos dos, los ganó la representación de los Estados Unidos. 

 

Desde 1952,el presidente de la Confederación Argentina de Deportes comenzó a ser designado por el Poder Ejecutivo Nacional, no así los demás miembros de la Comisión Directiva que lo elegían libremente las Federaciones Nacionales. El primer presidente elegido de esta manera fue el Dr. Valenzuela, por el Decreto Nacional 3879, del 18 de marzo.

 

En 1954, el gobierno del General Perón, por Decreto Nacional 18.678 del 2 de noviembre, le asigna al Ministerio de Educación la responsabilidad de la dirección de la educación física y a la Confederación Argentina de Deportes (CAD), la gestión de los deportes en todo el país. Este decreto iba acompañado de una frase del presidente de la Nación, Juan Perón que expresaba: “Yo haré en el deporte, lo que me diga la CAD”.

 

A fines de septiembre del 1955, la CAD fue intervenida e investigada junto a todos sus dirigentes por la Comisión 49 del Gobierno Nacional de la “Revolución Fusiladora”, apoyándose en el tristemente conocido Decreto 4161 de la autodenominada “Revolución Libertadora”. 

 

Como interventor para esta institución fue designado el General Fernando I. Huergo, (un ex representante panamericano y olímpico de esgrima), responsable de la represión más dura que se haya desatado (hasta ese entonces) contra los deportistas argentinos, por el “infame delito” de haber simpatizado con “el régimen depuesto”.

 

Una generación de deportistas fue suspendida en su actividad por 99 años, por el “solo delito” de haber dedicado sus triunfos a Perón o por haber recibido de éste, beneficios económicos. Así, a varios deportistas, los impidieron de concurrir a los Juegos Olímpicos de Melbourne 1956, quitándoles la posibilidad de conseguir medallas que por sus tiempos o valíalo hubieran realizado.

 

En diciembre de 1956, el General Huergo fue reemplazado como interventor por otro militar de menor rango (una imagen de lo que iba a suceder en el tiempo con el deporte argentino), el Coronel Julián Bustillo quien ocupó el cargo hasta enero de 1958.

 

En los períodos “seudodemocráticos” que sucedieron a la “Revolución Libertadora”, la CAD estuvo presidida por el doctor José Casas, representante del hóckey (1958 – agosto de 1964) y por el doctor Ricardo Levene (hijo), representante de la esgrima (1964 – octubre 1966).

 

Cuando un nuevo golpe militar, en junio de 1966, se apodera del Gobierno Nacional, la CAD es nuevamente intervenida por el general Jorge Nocetti Campos, entre octubre de ese año y abril de 1971, siendo reemplazado por Ernesto Cilley Hernández, un representante del rugby, disciplina que curiosamente nunca había querido integrar la Confederación Argentina de Deportes (luego Cilley, ¡oh casualidad!, fue subsecretario de Deportes de la Nación).

 

Con el regreso de un gobierno democrático en 1973, la CAD es dirigida durante un breve período, entre abril y junio, por el señor Carlos F. Portela, para asumir como interventor hasta abril de 1974, el esgrimista campeón panamericano y representante olímpico, Félix D. Galimi. En esta época la CAD participó activamente en la discusión del “proyecto de Ley del Deporte” enviado por el presidente Perón al Congreso Nacional el 9 de noviembre de 1973. Galimi fue elegido presidente en abril de 1974 y duró en el cargo hasta la intervención de marzo de 1976

 

Luego del “Golpe de Estado más sangriento de la Historia Nacional” ocurrido en la madrugada del 24 de marzo de 1976, contra el gobierno constitucional de María Estela Martínez de Perón, el Coronel Antonio Rodríguez (representante de la esgrima y secretario del Comité Olímpico Argentino) fue por unos días interventor en la Secretaría de Deportes de la Nación.

 

Desde allí el 25 de marzo de 1976, envió a las Federaciones Nacionales, varias de la cuales fueron intervenidas inmediatamente como el básquetbol, ciclismo y atletismo (con Héctor Serafín Granda como interventor), una misiva con el siguiente texto: Comunico a ustedes que en ejercicio de las facultades conferidas por la Junta Militar ha sido designado a cargo de la Confederación Argentina de Deportes el señor Miguel Ángel Bruno. Desde ahora reconocerán y respetarán dicha autoridad, acatando todas las medidas u órdenes que el señor Miguel A. Bruno les imparta. El texto estaba firmado por el delegado militar a cargo de la Secretaría de Estado de Deportes y Turismo, Coronel Antonio Rodríguez. 

 

En 1978 la CAD (aún intervenida) vivió un hecho singular, cuando la Asamblea anual de la Unión Argentina de Rugby (UAR) decidió suspender por tiempo indeterminado como afiliado, al Club Obras Sanitarias de la Nación. Lo acusaron de tener un equipo profesional de básquet, algo que la UAR no permitía. La CADpretendió defender a Obras Sanitarias, pero recibió como respuesta la siguiente frase del entonces presidente de la UAR, general auditor Lorenzo Bereciartua: “El Deporte Argentino (refiriéndose a la Confederación Argentina de Deportes) es un cajón de manzanas podridas, la única sana es la UAR y por eso debemos desafiliarnos de su institución”, algo que efectivamente ocurrió. Aún hoy la UAR es la única Federación Nacional deportiva sin representación en la CAD.

 

Durante su mandato como interventor de la CAD (1976/82), Bruno (representante de Equitación) creó las condiciones estatutarias para que la misma fuera absorbida por el Comité Olímpico Argentino (al revés de lo sucedido en 1927) y, de acuerdo con esos planes, desapareciera.  

 

Pero esta aviesa actitud fue neutralizada a fines de 1982 por el fuerte protagonismo de ocho federaciones nacionales (bochas, ciclismo, esquí acuático, motociclismo, gimnasia, ajedrez, tiro al vuelo y actividades subacuáticas) que lograron preservar la vida institucional de la CAD, basada legalmente en sus estatutos originales donde estaba previsto que mientras cinco federaciones decidan continuar, no se las puede disolver. Esta acción federativa, que fue promocionada y avalada por el entonces subsecretario de Deportes de la Nación, doctor Julio Fernández Mendy (junto a su asesor, el licenciado Alfredo A. Aguirre), formó un bloque para oponerse también a la derogación de la Ley del Deporte 20.655, pretendida desde lo más alto del poder, ya que el año anterior desde la Subsecretaria de Deportes, a cargo del dirigente Santiago Leyden, se había impulsado una nueva Ley, con el apoyo de cierta dirigencia deportiva.

 

Esta derrota de Bruno lo llevó a su renuncia. Así llegó a la intervención de la Institución, el dirigente del atletismo cordobés Fernando Salve, en la última etapa de la Dictadura Militar.

 

Recién en 1986 (tres años después de la vuelta a la democracia en la Argentina) el interventor, con el acuerdo de la Secretaria de Deportes de la Nación, llamó nuevamente a elecciones en la CAD, siendo elegido presidente Miguel Ángel Alberti, máximo dirigente del hóckey sobre césped. A éste lo sucedió en noviembre de 1988, el representante del Ajedrez, Juan Carlos Escribano O’ Connors, quién ocupó el cargo hasta abril de 1990.

 

Por esta fecha la CAD nuevamente toma una preponderancia importante en el ámbito nacional, al integrar el Consejo Nacional del Deporte (Co.Na.De.), la institución máxima del deporte nacional, creada por la Ley Nacional del Deporte 20.655, que comienza a cumplirse a partir del decreto reglamentario de 1989

 

Desde abril de 1990 hasta la actualidad es su presidente el dirigente del Sóftbol, doctor Fernando Aren, quien fue varias veces reelegido.

 

La Confederación Argentina de Deportes, el 8 de enero de 1991, toma a su cargo la responsabilidad del Plan “Rumbo a Mar del Plata ‘95”, para la preparación de los seleccionados nacionales que intervendrían en los Juegos Panamericanos de ese año. La mayoría de estas preparaciones se lleva a cabo en el Centro Nacional de Alto Rendimiento Deportivo (CeNARD), completamente remodelado y ubicado en Av. Del Libertador y en Crisólogo Larralde, en las cercanías de Núñez, Ciudad de Buenos Aires.

 

En 1992, en una asamblea llamada por la CAD, las Federaciones Nacionales votaron favorablemente para apoyar el proyecto de reglamentación del art. 17º de la Ley del Deporte (reforma estatutaria de las federaciones, para que acepten en sus conducciones a los deportistas, entrenadores y el cupo femenino) que se impulsaba desde el Consejo Nacional del Deporte (Co.Na.De.).

 

A los pocos meses, ante el cambio de autoridades en la conducción de la Secretaría de Deportes de la Nación, en otra asamblea, esos mismos dirigentes votaron por la oposición al proyecto, como también lo sostenía el COA. 

 

En 1994, la CAD tiene a su cargo la organización de los Juegos Deportivos Argentinos, donde participaron todas las provincias con sus seleccionados de distintas actividades, en la ciudad de Mar del Plata, para inaugurar los nuevos complejos deportivos realizados con motivo de los Panamericanos del ‘95.

 

En la lectura de este libro podremos observar, que a lo largo de la historia deportiva,  las dos veces que la CAD tuvo la responsabilidad directa en la conducción de la planificación de los entrenamientos de nuestros deportistas (1943/55 y 1989/93), éstos consiguieron grandes éxitos internacionales, como lo demuestran especialmente los resultados de los Juegos Panamericanos disputados en los periodos posteriores (porque siempre un deportista de alto nivel, necesita una preparación de entre ocho a 10 años, para lograr sus mejores resultados).

 

Esta institución fue además, en los últimos años, una verdadera barricada contra los intentos de aprobar una nueva Ley del Deporte (propuestas de varios legisladores nacionales de distintas ideologías políticas) que permitiera la transformación de los clubes sociales y deportivos (sin fines de lucro) en sociedades anónimas, quedándose así con el capital social acumulado por varias generaciones de argentinos, según el Dr. Luis Porcelli, (uno de los abogados mas estudiosos de estos temas, en su escrito “Núcleo Deportivo o Institucional y la Crisis de los Clubes” -La Ley - 13 de junio 2001-).

 

En el año 2000, la CAD en un comunicado de 20 puntos denominado “Las Veinte razones para las veinte preguntas sobre el gerenciamiento en el fútbol” con las firmas del Dr. Aren y el Arq. Antonio Pérez se opuso totalmente a estos proyectos de leyes, como a otros intentos encabezados por el presidente de Boca Juniors, Ing. Mauricio Macri y el ministro de Justicia de la Nación, el riojano Raúl Granillo Ocampo.

 

Actualmente, una de las principales acciones que desarrolla la institución madre del deporte argentino, es el dictado del “Curso de Formación Especializada en Dirigencia Deportiva”. También es de destacar cómo en la última década fue notorio el aumento de nuevas federaciones (hay 22 % más) incorporadas a su seno.

 

La asignatura pendiente de la CAD, a nuestro entender, es el de haber logrado incorporar a su seno a las Confederaciones que existen en varias provincias argentinas, para realmente lograr un Federalismo Deportivo. Y lograr una democracia más plena en sus federaciones integrantes como dijo el subsecretario de deportes santacruceño, Héctor Alderete.

 

A partir de la Resolución Nº 417 del 7 de mayo del 2002, del Secretario de Turismo y Deporte de la Nación, Daniel O. Scioli, la Confederación Argentina de Deportes (CAD), como institución deportiva de cooperación técnica, en los términos del artículo 5º, inciso c) y o), y 19º , de la Ley Nacional del Deporte 20.655/74, será la encargada de realizar el Censo Permanente del Deporte Federado, que es obligatorio para las demás entidades deportivas.

 

Fuente: Libro “Historia Política del Deporte Argentino” (1610-2002) de Víctor Lupo

 

Ediciones Corregidor 2004

 

Capítulo IX - Página 105

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
Asignación Universal en el Deporte: Las hermanitas Brizuela le hacen frente a la ANSeS

PDFImprimirE-mail

 

 

Uma y Morena son las hermanas Brizuela, tienen ocho y diez años, y detrás del pedido de su mamá, llegaron más de 40 acciones de amparo con la misma solicitud: que la ANSeS cumpla con la Asignación Universal por Hijo en el Deporte. La semana pasada, la Cámara de Apelaciones de Comodoro rechazó la queja de la ANSeS y ahora irá a la Corte Suprema.

 

20190616ninas de Santa Cruz








Uma y Morena juegan al handball desde los seis años y quieren seguir haciéndolo.

En el corazón del barrio Jorge Newbery está el Gimnasio Municipal Juan Bautista Rocha de Río Gallegos, que es la casa deportiva de las hermanas Brizuela. María Ofelia Borquez juega al handball desde los 11 años y ese gusto, que hoy la mantiene en la cancha, se los transmitió a su hijo mayor Thiago y a sus dos hijas.

Uma tiene ocho años y Morena, diez, aunque ambas aprendieron a jugar al handball a los seis. El fin de semana pasado se pusieron sus camisetas del Club Deportivo Amigos del Rocha y entraron a la cancha para los primeros partidos de la Liga Municipal de Handball.

Morena corre, se divierte, se enoja, termina el partido y, algo molesta por el resultado, abraza a su mamá. “Estamos todos alrededor del handball. Es una pasión la que tenemos y por suerte, siguen, siempre en el deporte, trato de que hagan actividad”, cuenta María Ofelia a Latidos. Es trabajadora independiente y jefa de familia y como puede, como tantos, intenta llegar a fin de mes. “Soy la que ingresa la plata en casa. Con ellas trato de hacer lo que puedo, con el enano tengo ayuda del papá, pero con ellas cuesta un poquito más”, dice.

Las dos nenas son beneficiarias de la Asignación Universal por Hijo y dada esta condición, pueden también acceder a la Asignación Universal por Hijo en el Deporte, pero han encontrado obstáculos. De acuerdo a la Ley 27.201, promulgada en noviembre de 2015, se crea la Asignación Universal por Hijo en el Deporte “como suplemento adicional por cada persona menor de edad o persona con discapacidad, que se encuentren comprendidos entre los seis y dieciséis años de edad y estén a cargo de los titulares de derecho que perciban la Asignación Universal por Hijo para Protección Social”. El monto es del 40% sobre la Asignación Universal, un poco menos de 2 mil pesos mensuales.

A favor

Después del invierno de 2018, con la asistencia del abogado Mauricio Gómez Bull, se inició el trámite para solicitar la asignación y la ANSeS la negó; luego se realizó una acción de amparo ante la Justicia Federal, la cual tuvo un fallo positivo en Primera Instancia determinando que debía realizarse el pago; en abril, la Cámara Federal de Apelaciones de Comodoro Rivadavia lo reconfirmó.

La negativa de la ANSeS para cumplir con una ley vigente persiste y luego de haber presentado un recurso en Comodoro y que este fuera rechazado el jueves pasado, ahora presentará un recurso de queja a la Corte Suprema de Justicia de la Nación. Es poco probable que el recurso de queja tenga una respuesta favorable, mientras tanto no sólo Uma y Morena esperan acceder a la asignación, ya que durante este tiempo se han sumado cerca de 40 acciones de amparo desde Río Gallegos y Comandante Luis Piedra Buena que tienen el mismo objetivo:acceder a un beneficio estipulado por ley.

En otros puntos del país, como Entre Ríos y Santa Fe, también están comenzando a realizarse acciones en este sentido. “Hay un montón de nueva solicitudes, me parece muy bien, es para los chicos, solamente para ellos”, sostiene María Ofelia.

A Morena le gusta jugar al handball, invita a sus amigas de la escuela a que jueguen y espera por su primer viaje deportivo en septiembre, cuando se realice una nueva edición del Gorohandbolito, un torneo que tiene lugar en Caleta Olivia. Entre las actividades para juntar fondos está la del buffet, en el que colaboran la mamá de Morena y Uma.

La práctica del deporte beneficia la salud, forma en valores, enseña a trabajar en equipo y suma al crecimiento personal, sin embargo, suele ser relegada. Son mamás o papás quienes muchas veces deben peregrinar en nombre de sus hijos o hijas, vendiendo rifas o pidiendo apoyo económico para continuar con la actividad. Ya es la media tarde del sábado en Río Gallegos, mientras, María Ofelia espera que Uma entre a jugar y que desde la ANSeS entiendan que la ley está para cumplirla.

Fuente: La Opinión – Santa Cruz

10 junio de 2019

Foto: Mirta Velásquez

https://laopinionaustral.com.ar/asignacion-universal-en-el-deporte-las-hermanitas-brizuela-le-hacen-frente-a-la-anses/. 

 

 

 

 

 

 

 

 

 
 
¿QUÉ OPINA WERTHEIN? - La mudanza del Cenard, puertas adentro: cómo lo viven los atletas

PDFImprimirE-mail

 

 

20190516sad7

No será este año, ni el próximo, pero que habrá un nuevo centro de entrenamiento argentino en el Parque Olímpico de Villa Soldati es un hecho. Es un secreto a voces: las 12 hectáreas que componen el https://www.lanacion.com.ar/tema/cenard-tid51045. Haz clic o pulsa para seguir el vínculo." style="-webkit-font-smoothing: antialiased; margin: 0px; padding: 0px; border: 0px; font: inherit; vertical-align: baseline; color: blue;">Cenard dejarán de albergar a los deportistas nacionales. Un espacio emblemático que tiene fecha de vencimiento: el propio  Mauricio Macri lo confirmó (https://www.lanacion.com.ar/tema/mauricio-macri-tid447) cuando recibió a los atletas argentinos que participaron de los Juegos Olímpicos de la Juventud (https://www.lanacion.com.ar/tema/juegos-olimpicos-de-la-juventud-tid49480). Los rumores en los pasillos del complejo de Núñez van y vienen. ¿Qué pasará con el histórico predio? ¿Qué piensan los deportistas?

Del nuevo establecimiento no hay mayores novedades. El Parque Olímpico quedó intacto. Desde el 18 de octubre, fecha en la que finalizó Buenos Aires 2018, no se realizaron nuevas obras ni acondicionamientos. Sobre las 33 hectáreas del predio están distribuidos los seis pabellones deportivos, las dos pistas de atletismo y ambas canchas de hockey, a la espera de mayor atención. Una inversión que costó 100 millones de dólares y que aún permanece de pie, pero desolada y sin mantenimiento. El experimentado  Germán Lauro (https://www.lanacion.com.ar/tema/german-lauro-tid49731), finalista en lanzamiento de bala en Londres 2012, explica las diferencias entre un espacio y otro. "Es un tema difícil. Es cierto que el Cenard es una estructura vieja, pero es la única del país con este gran nivel. Está en un lugar estratégico y de fácil acceso. Ahora, donde quieren mudarlo, es una zona complicada y difícil de llegar. Para un atleta del interior no sería sencillo salir de la facultad de noche y moverse hacia el Parque Olímpico".

 
 
 20190516jhbjh1 5


 

El histórico Cenard de la calle Miguel Sánchez (ex Republiquetas) alberga y es testigo de la vida de los atletas desde 1953. Tuvo sus momentos. Mejores y peores. Reinauguraciones, torneos e invitados de lujo. Como también desuso, descuidos y escasa inversión. Fue en 1989 que se rebautizó con el actual nombre y se terminaron las tareas. Vivió diferentes gestiones y colores. Lo cierto es que desde 2015 transita una realidad más sostenida. Hubo más obras y acondicionamientos, aunque falta mucho trabajo. La mudanza lo desvela y su mantenimiento y nuevas infraestructuras cada vez son menores. Principalmente luego de conocerse el valor de las tierras (más de 3500 dólares el metro cuadrado) y de la venta del Tiro Federal (aledaño al centro deportivo) a los grupos Werthein y Sielecki por 151,5 millones de dólares.

En el medio, claro, aparece un millonario negocio inmobiliario. "El significado sentimental del Cenard es único. En la Villa Olímpica también hay recursos muy valiosos, pero trabajemos para sumar y no para restar. Hay que romperse el lomo para mantener dos casas, no para ver cuál es la mejor forma de tirar una abajo y apiñarnos en la otra", enfatiza Marcos Milinkovic (https://www.lanacion.com.ar/tema/marcos-milinkovic-tid52660). "El Cenard debe renovarse, pero no estoy de acuerdo con el traslado. Su venta está en una nebulosa, pero el tema es turbulento y perderlo sería triste. Ahora, si se vendiera y después te arman un centro mejor, adelante. Pero ofrecen algo en un lugar mal ubicado y no garantizan que sea superior. Una parte de la dirigencia deportiva deja mucho que desear, no hay un Norte. No buscan el consenso y quieren hacer las cosas por imposición, sin consultar al deportista. Es poco claro y eso genera ruido e indignación", agrega Lauro.

 
 
 
 


 

Cómo está el Cenard

A diario el Cenard le abre las puertas a 1000 deportistas y hospeda a unos 250 al mes (el hotel Pedro Quartucci dentro del predio tiene capacidad para 320), sujeto a demanda por competencias. Se mantiene en pie con lo que tiene, se esmera por ser el mejor lugar donde entrenar. Las condiciones se lo permiten, pero su realidad lo amenaza. Hay potencial, cariño y mucho trabajo. Pero el gigante que se asoma al otro lado de la ciudad lo tiene en vilo y desprotegido. "Sería una mala noticia el traslado porque se cerraría un lugar para abrirse otro, y creo que debería ser algo independiente. En todo caso, el Cenard podría quedar abierto para actividades locales. Y que Villa Soldati sea un centro de alto rendimiento", remarca Germán Chiaraviglio (https://www.lanacion.com.ar/tema/german-chiaraviglio-tid50816)finalista de salto con garrocha en Río 2016.

En la actualidad al Cenard lo componen nueve edificios, además de las instituciones educativas, que también forman parte del predio. Están los que corresponden al área médica, el comedor y la Agencia de Deportes. Más los que contienen los gimnasios para la práctica de gimnasia, básquetbol, lucha, taekwondo, karate, badminton, pelota vasca, esgrima, tenis de mesa, voleibol, handball, judo, lucha, levantamiento de pesas, boxeo y natación. "Hubo cambios notables como la ampliación del gimnasio de musculación, el servicio del comedor. Un aspecto negativo es que no haya una sala de esgrima para los entrenamientos diarios, pero en general el predio está en buenas condiciones", describe Alessandro Taccani, esgrimista que participó en Toronto 2015.

20190516lknlk6

Además, el complejo cuenta con dos pistas de atletismo, cuatro canchas de tenis de cemento, una de hockey, una de fútbol para ciegos y otras tantas construidas en 2016 para los deportes de playa: handball y voleibol. También, un velódromo y una palestra de escalada. "Lo que se hizo para el beach fue un gran avance para la disciplina. En el comienzo nos entrenábamos en el Parque Sarmiento. Este cambio para nosotras fue vital", señala Florencia Bericio, arquera de la selección de beach handball.

 
 
 
 
 


 

En la nómina principal de trabajadores se registran 350 empleados fijos. Además están las empresas de mantenimiento y limpieza con sus propios empleados, ATA (Alta Tecnología Alimentaria), que tiene la concesión de la cocina desde 2003 y Murata, que provee la seguridad. "La mudanza afectaría de manera negativa. Hay que sumar y no restar. No lo podemos perder, es histórico y debemos protegerlo entre todos. El nuevo polo debería ser un anexo para que el deporte siga creciendo, porque se necesitan más y mejores infraestructuras", aporta Yamila Nizetich, de la selección de voleibol.

También, en todo el circuito aparece el auditorio Perón, un Monumento Histórico Nacional, testigo de anuncios determinantes para el deporte argentino y una capacidad para 1500.

¿Cómo es el estado actual de los espacios donde entrenan los atletas?

La fachada de los edificios mantiene el mismo estilo desde su construcción. Ladrillo a la vista, marcos de hierro y puertas de vidrio para los accesos principales. Los pisos y las escaleras guían -con su característico granito en tonos grises- por todos sus pasillos. Puertas de madera conectan las diferentes áreas: baños, depósitos, sala de máquinas. Carteles pintados de celeste señalan, en su mayoría, los diferentes salones, ya que muchos de estos faltan y nunca fueron repuestos.

El recinto de gimnasia artística se reinauguró con equipamiento de primer nivel en 2017. Está homologado por la FIG y es el de mayor calidad en el país. Por aquí pasan 50 gimnastas por día de lunes a viernes, y unos 100 durante los sábados. "Se hicieron muchas mejoras en los últimos dos años. Cosas más superficiales como pintura, los baños, el gimnasio de musculación se amplió y le agregaron muchos más aparatos. Se notó mucha actividad desde ese lado", explica Julián Jato, medalla de bronce en Cochabamba 2018 en gimnasia artística.

El polideportivo León Najnudel es utilizado por los seleccionados de básquetbol y el piso lo renovaron en 2016. Este gimnasio también está homologado internacionalmente, y cuenta con una capacidad para 1250 espectadores. Es también un salón multiuso, ya que se usa para albergar esgrima y tenis de mesa.

 
 
 
 20190516lknl3 3


 

El natatorio Jeannette Campbell fue inaugurado en 1999 y desde ese año que recibe mantenimiento. Cuenta con una capacidad para 300 espectadores y fue aceptado por la FINA. Tiene una pileta olímpica cubierta y climatizada de 50 x 25 metros, de ocho andariveles, y una pileta para las pruebas de saltos ornamentales. "Veo la mudanza con bastante recelo. Toda mi carrera deportiva la hice acá. La pileta tiene sus defectos, es cierto: el techo con agujeros y en invierno cuesta mucho calefaccionar el ambiente y el agua. Sumado a que la caldera no funciona en sus mejores condiciones. De todas maneras, siempre pudimos entrenar y a todos los deportistas nos gusta estar acá", remarca el nadador Damián Blaum.

Por otra parte, el complejo Carl Diem funciona para las selecciones de handball, básquet y voleibol. Se une al gimnasio para las artes marciales: karate y taekwondo, que tuvo sus reformas hace cinco años con pisos de goma y nuevos tatamis. A su lado aparece el área dónde practican los deportistas de tenis de mesa con ocho mesas, climatización y pisos adecuados. Todo de primer nivel. En el último piso de este complejo se erige el gimnasio de lucha y judo. "Es perfecto. Tenemos todo al alcance de nuestras manos y todo lo que nos brinda es sumamente importante. En todos estos años que viví en ese espacio me dio amigos y experiencias. Soy de Neuquén, y acá siempre me contuvieron. El Parque Olímpico podría ser un lugar excelente, pero está en veremos. Bienvenido sea si puede brindarnos lo mismo, o algo mejor. Pero hoy no lo sabemos", indica el taekwondista José Luis Acuña.

Al aire libre dan color y movimiento las pistas de atletismo homologadas por la IAAF. Ambas de color ladrillo son testigo de todas las disciplinas que se practican sobre ellas. Por allí pasan Lauro y Chiaraviglio, como también las jóvenes promesas Damián Moretta y Pablo Zaffaroni. La más antigua (Delfo Cabrera), se inauguró en 1991 y fue mejorada en 2006. Un año más tarde llegó la pista auxiliar Osvaldo Suárez. "Tenemos dos pistas de nivel internacional y sería una lástima perderlas. Si queremos crecer estaría bueno sumar centros de alto rendimiento y no destruir el que ya tenemos", aporta Franco Florio, que tiene una marca de 10s63 en los 100 metros.

 
 

 

La cancha de césped sintético cuenta con su renovada alfombra azul desde 2016. Allí se entrenan todas las selecciones masculinas y femeninas. Inclusive, este año se disputaron compromisos internacionales de la Hockey Pro League. Siempre muy concurrida, los planteles aprendieron a sincronizar los tiempos. Inclusive, tienen su propio búnker en una oficina detrás del comedor. "Si bien sería un costo altísimo mantener ambos centros, la mejor manera para seguir potenciando atletas argentinos es sosteniendo ambos predios", sugiere Ignacio Ortiz, medallista de oro en Río 2016.

Una de las obras más necesarias resultaba la cancha de fútbol para los Murciélagos. Construida sobre una carpeta de césped sintético, es un área indispensable que se estrenó a fines de 2016. Muy cerca aparecen las cuatro canchas de tenis, siempre en movimiento. Dos de ellas fueron arregladas a inicios de 2018. Además, en conjunto con la AAT, se construyeron dos más.

El Cenard es el tema que mayor sensibilidad provoca en los atletas. Las valiosas tierras de Núñez, hogar y semillero histórico del deporte argentino, generan resistencia. La propuesta del traslado está cargada de polémica.

Fuente: La Nación - https://www.lanacion.com.ar/autor/fernando-vergara-8388. 

Fotos: Ricardo Pristupluk

26 abril de 2019

https://www.lanacion.com.ar/deportes/la-mudanza-del-cenard-puertas-adentro-como-nid2241951. 

 

 

 

 

 

 

 

 
 
Víctor Lupo: "No a la Ley Werthein"

PDFImprimirE-mail

 

 

20190318Lupo 1

Silenciada la resistencia al DNU 92/2019 que transforma la secretaría de Deportes en Agencia hay novedades porque en los próximos días se estará presentando un nuevo proyecto de ley por parte del oficialismo. Este proyecto, con articulado similar al DNU firmado por Mauricio Macri, habría sido redactado desde las entrañas mismas del Comité Olímpico ArgentinoVíctor Lupo, referencia de la dirigencia deportiva argentina, denunció en Radio Gráfica esta operación.

Este proyecto no es del gobierno nacional. Este proyecto tiene nombre y apellido: Gerardo Werthein“; expresó Lupo en diálogo con Carlos Aira y agregó: “Luego que el DNU fuera rechazado por la comunidad deportiva argentina y la Comisión Bicameral quedó muy dañado, sobre todo por la pobre conferencia de prensa brindada por el titular del Comité Olímpico Argentino. Por eso surge este nuevo proyecto

“Fuentes cercanas informan que detrás de este proyecto está Mariano De Lorenzi, jefe de Gabinete del secretario general de la Presidencia. En su momento, De Lorenzi fue jefe de Gabinete de Juan Manuel Abal Medina en tiempos de Fútbol para Todos. Este señor habría trabajado con diversos dirigentes del Comité Olímpico Argentino en la redacción de éste proyecto que es similar al DNU con una salvedad: dan a entender que cumplirán la Asignación Universal por Hijo por Deporte, expresó Lupo.

20190318Ole

La Asignación Universal por Hijo por Deporte es una vieja lucha del Movimiento Social del Deporte que encabeza Lupo. Promulgada la ley en noviembre de 2015, la misma siempre fue desfinanciada por el gobierno macrista. ¿Se puede efectivizar en éste 2019? Víctor Lupo explicó: “Sin fondos del ANSES es imposible. Calculamos que más de dos millones de chicos serían beneficiados por la AUHD con un presupuesto anual de cinco mil millones de pesos. Si analizamos que el presupuesto que elaboró el FMI le brinda sólo ochocientos millones a todo el deporte, es un dinero inalcanzable

Agregó: “El Proyecto Werthein transforma el Consejo Nacional del Deporte – que tiene como misión centralizar y democratizar nuestro deporte – en un mero Consejo Consultivo compuesto por funcionarios de agencias, provincias y dos funcionarios del Comité Olímpico Argentino. Se elimina así una institución señera y centenaria como la Confederación Argentina de Deportes por decisión del Comité Olímpico Argentino. Algo que ni la dictadura militar se había animado a realizar”

El Comité Olímpico Argentino es el brazo de una multinacional que no acepta las reglas argentinas. No acepta las organizaciones populares creadas en más de cien años de historia. Están destruyendo cien años de construcción deportiva argentina, señaló el titular del Movimiento Social del Deporte.

“Ningún diputado nacional y peronista puede votar este proyecto de ley que tiene nombre: Gerardo Werthein”, puntualizó Lupo.

CA/GF/RG

Fuente: Radio Gráfica

14 marzo de 2019

http://www.radiografica.org.ar/2019/03/14/victor-lupo-no-a-la-ley-werthein/. 

 
 
NUEVA LEY DEL DEPORTE

PDFImprimirE-mail

 

 

20190312asd000-2

Por Cuanto:

El Senado y Cámara de Diputados de la Nación Argentina reunidos en Congreso, etc. sancionan con fuerza de Ley:

CAPÍTULO I

Principios generales

Artículo 1°: El Estado atenderá al deporte y la actividad física en sus diversas manifestaciones considerando como objetivo fundamental:

a) La universalización del deporte y la actividad física como derecho de la población y como factor coadyuvante a la formación integral de las personas, tanto dentro del marco del sistema educativo como en los demás aspectos de la vida social;

b) La utilización del deporte y la actividad física como factores de la salud integral de la población, con una visión holística;

c) El fomento de la práctica de competencias deportivas en procura de alcanzar los máximos niveles de las mismas, asegurando que las representaciones del deporte argentino a nivel internacional expresen la jerarquía cultural y deportiva del país;

d) Establecer relaciones armoniosas entre los deportes educativo, social y comunitario; de ámbito laboral, universitario, militar, federado, de alto rendimiento y adaptado, así como también entre todas aquellas modalidades en que se conciba el deporte en función de las necesidades y las características personales de los participantes, así como de las condiciones regionales, institucionales, culturales y socioeconómicas del país;

e) Promoción de una conciencia nacional de los valores del deporte y la actividad física y la implementación de las condiciones que permitan el acceso a su práctica a todo ser humano, ofreciendo oportunidades especiales a las personas jóvenes, los niños, las niñas y adolescentes, a las personas adultas mayores y a las personas con discapacidad, considerando a la animación sociocultural como auténtico medio de equilibrio, inclusión y plena integración social;

f) La igualdad de oportunidades en términos de género de participar e intervenir a todos los niveles de adopción de decisiones en el deporte y la actividad física;

g) La diversidad del deporte y la actividad física, como una característica básica de su valor y atractivo y la protección y promoción de los juegos y deportes tradicionales de los/las aborígenes y las comunidades indígenas originarias, incluso en sus formas modernas y nuevas, como expresión del patrimonio cultural del país;

h) Crear en lo nacional una estructura de administración, coordinación y apoyo al deporte y la actividad física; en lo provincial, concretar una armónica realización de esfuerzos tendientes al logro de tal estructura; en lo municipal, apoyar la satisfacción de las necesidades que la comunidad no pueda concretar, y, en lo privado, asegurar el asesoramiento y apoyo que le sea requerido; y

i) La coordinación con los organismos públicos y privados en los programas de capacitación a todos los niveles, en las competencias y el ordenamiento y fiscalización de los recursos referidos al deporte.

Artículo 2°: El Estado desarrollará su acción orientando, promoviendo, asistiendo, ordenando y fiscalizando las actividades físicas y deportivas desarrolladas en el país, conforme a los planes, programas y proyectos que se elaboren.

Artículo 3°: A los efectos de la promoción de las actividades físicas y deportivas conforme a lo dispuesto en los artículos precedentes, el Estado deberá, por intermedio de sus organismos competentes:

a) Asegurar el desarrollo de las medidas que permitan la práctica del deporte y la actividad física en toda la población, con atención prioritaria en las personas enunciadas en el artículo 1°, inciso e), fomentando la realización de programas adecuados a los casos;

b) Procurar que todo sistema global de educación atribuya a la educación física y al deporte el lugar y la importancia necesarios para establecer el equilibrio entre ambos y los demás elementos de la educación, reforzando sus vínculos;

c) Velar para que el personal que asuma la responsabilidad profesional de la educación física y el deporte tenga la competencia y la formación apropiadas;

d) Promover la formación de médicos especializados en medicina del deporte y de profesionales especializados en las ciencias aplicadas al deporte y la actividad física, y estimular la creación de centros de investigación y de evaluación integral en la materia, con el objeto de favorecer el progreso del deporte en todas sus formas y contribuir a mejorar la salud, la calidad de vida y la seguridad de los participantes;

e) Coordinar medidas entre los gobiernos nacional, provinciales, de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y municipales y las entidades privadas competentes, para lograr que los programas escolares y extraescolares de actividad física, educación física y deporte cuenten con instalaciones adecuadas y el equipamiento y los materiales apropiados en cantidad suficiente, para facilitar una participación intensiva y con seguridad;

f) Coordinar entre los gobiernos nacional, provinciales, municipales, de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y las entidades privadas competentes, el establecimiento y la utilización óptima de las instalaciones, el equipo y los materiales destinados al deporte y la actividad física en general;

g) Promover las competiciones en las distintas especialidades deportivas, fomentando la intervención de deportistas en competiciones nacionales e internacionales;

h) Estimular la creación de entidades dedicadas a los deportes educativo, social y comunitario; de ámbito laboral, universitario y adaptado y que con sus actividades contribuyan al desarrollo integral del ser humano por medio del deporte y la actividad física;

i) Coordinar entre los gobiernos nacional, provinciales, municipales, de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y las entidades privadas competentes, que en los planes de urbanismo y de ordenamiento rural se incluyan las necesidades a largo plazo en materia de instalaciones, equipo y material para el deporte y la actividad física, teniendo en cuenta las posibilidades que ofrece el ambiente; y

j) Velar por la seguridad y corrección de los espectáculos deportivos, debiendo las fuerzas de seguridad y las autoridades locales intervinientes, facilitar la información sobre la materia que solicite el órgano de aplicación de la presente ley y los órganos de aplicación de las provincias adherentes.

CAPÍTULO II

Órgano de aplicación

Artículo 4°: Créase, como organismo descentralizado y autárquico en el ámbito de la SECRETARÍA GENERAL de la PRESIDENCIA DE LA NACIÓN, la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL, que será el órgano de aplicación de la presente ley y tendrá a su cargo el diseño, coordinación y ejecución general de las políticas públicas en materia deportiva.

Artículo 5º: La AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL posee plena capacidad jurídica para actuar en los ámbitos del derecho público y privado y su patrimonio estará constituido por los bienes que se le transfieran en asignación y los que adquiera en el futuro por cualquier título a nombre del Estado Nacional. Tendrá su sede principal en la CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES.

Artículo 6º: La AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL será continuadora, de conformidad con lo fijado en la presente ley, de la SECRETARÍA DE DEPORTES, dependiente de la SECRETARÍA GENERAL de la PRESIDENCIA DE LA NACIÓN.

Artículo 7º: La conducción y administración de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL estará a cargo de UN (1) Director Ejecutivo, con rango y jerarquía de Secretario, y UN (1) Subdirector Ejecutivo, con rango y jerarquía de Subsecretario, ambos designados por el PODER EJECUTIVO NACIONAL.

Artículo 8°: Para el cumplimiento de los fines establecidos en la presente ley, la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL, como órgano de aplicación, tendrá los siguientes objetivos:

1. Entender en la orientación, programación, promoción, coordinación, asistencia, ordenamiento y fiscalización de la actividad deportiva en todo el país en todas sus formas y modalidades, de conformidad con la legislación deportiva vigente, con excepción de la actividad deportiva de carácter educativo.

2. Intervenir en la elaboración de las normas que requiera la implementación de la legislación deportiva vigente y asesorar a los organismos públicos y privados en los aspectos relacionados con su aplicación y el cumplimiento de los objetivos propios de la actividad deportiva que desarrollen.

3. Entender en la asignación de recursos destinados al fomento del deporte a nivel nacional, provincial, municipal y de la CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES, en el marco de su competencia específica.

4. Establecer los lineamientos para el desarrollo integral del deporte de alto rendimiento.

5. Integrar, como socio fundador, el ENTE NACIONAL DE ALTO RENDIMIENTO DEPORTIVO, creado por la Ley N° 26.573.

6. Entender en la asignación, administración y otorgamiento de becas -con excepción de las previstas en la Ley N° 26.573-, subsidios, subvenciones u otro instrumento similar estipulado para el fomento de la actividad deportiva, en la cancelación de dichos beneficios en caso de incumplimiento de las obligaciones a cargo de los beneficiarios, y en la inhabilitación de los mismos hasta su regularización, de acuerdo a los términos de la reglamentación correspondiente.

7. Entender en todo lo referido a la Asignación Universal por Hijo por Deporte -prevista en el artículo 2º de la Ley Nº 27.201- de acuerdo a los términos de la reglamentación que la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL disponga.

8. Entender en la elaboración de planes, programas y proyectos destinados al fomento y desarrollo del deporte y sus valores.

9. Participar en el ordenamiento normativo y administrativo de organismos de la Administración Pública Nacional con competencia en materia deportiva.

10. Entender en la planificación estratégica, promoción, gestión y desarrollo de las actividades deportivas en sus diversas manifestaciones.

11. Entender en la realización de juegos deportivos en el territorio de la Nación, incluyendo el Programa Social y Deportivo “Juegos Nacionales Evita”, previsto en la Ley N° 26.462, en coordinación con los organismos nacionales, provinciales, municipales y del Gobierno de la CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES y entidades privadas, como así también en la promoción y fomento de juegos deportivos regionales e internacionales.

12. Instrumentar programas de formación, inclusión y desarrollo de temáticas de género en el deporte.

13. Intervenir en el diseño y ejecución de políticas de inclusión y desarrollo del deporte adaptado, en forma conjunta con los organismos de la Administración Pública Nacional con competencia en la materia.

14. Entender en la promoción del entrenamiento deportivo en todos sus niveles y del desarrollo de competencias, en coordinación con los organismos públicos o entidades privadas correspondientes.

15. Entender en la promoción de la investigación científica de los problemas técnicos relacionados con el deporte, así como en la asistencia al deportista, cualquiera sea su nivel competitivo, en el cuidado de su salud y en la mejora de su rendimiento, en la prevención del dopaje, en coordinación con los entes competentes en la materia.

16. Instrumentar, junto con la SECRETARÍA DE POLÍTICAS INTEGRALES SOBRE DROGAS DE LA NACIÓN ARGENTINA de la PRESIDENCIA DE LA NACIÓN y la COMISIÓN NACIONAL ANTIDOPAJE, la capacitación y prevención del uso de sustancias psicoactivas en el ámbito deportivo.

17. Promover la creación de bibliotecas, hemerotecas y museos especializados en deporte en general y de alto rendimiento deportivo en particular, organizar conferencias, cursos de capacitación y exposiciones vinculadas al fomento del deporte.

18. Participar, en coordinación con las autoridades educativas con competencia en la materia, en la elaboración de perfiles, condiciones y atributos requeridos para obtener títulos habilitantes para el ejercicio de profesiones vinculadas al deporte y otras especialidades afines.

19. Entender en el desarrollo de la iniciación deportiva en todo el territorio de la Nación, en coordinación con los organismos nacionales, provinciales, municipales, de la CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES e instituciones privadas.

20. Colaborar, dentro de su ámbito de competencia específica, con las autoridades educativas competentes, para el desarrollo de las actividades deportivas.

21. Entender, en coordinación con los organismos con competencia específica, en la planificación, ejecución, implementación, desarrollo y supervisión de las obras de infraestructura deportiva a nivel nacional, incluyendo el desarrollo de centros regionales de alto y mediano rendimiento y de tecnología aplicada al deporte.

22. Arbitrar con el INSTITUTO NACIONAL DE ESTADÍSTICA Y CENSOS (INDEC), organismo desconcentrado del MINISTERIO DE HACIENDA, la realización del censo de instalaciones deportivas, actividades deportivas de alto rendimiento; de atletas federados/as, árbitros/as, técnicos/as y entrenadores/as e instituciones deportivas, entre otros, dentro del ámbito de la REPÚBLICA ARGENTINA.

23. Proponer y celebrar convenios, acuerdos o instrumentos, con entes públicos o privados, estatales y no estatales, internacionales, interjurisdiccionales, nacionales, provinciales o municipales, en el ámbito de su competencia.

24. Ejercer, en coordinación con el MINISTERIO DE RELACIONES EXTERIORES Y CULTO, la representación internacional del ESTADO NACIONAL, en materia de deporte y actividad física.

25. Entender en la administración y funcionamiento del Sistema de Información Deportiva y la Actividad Física.

26. Entender en lo referido a las disciplinas deportivas de Automovilismo y Motociclismo Deportivo, y proponer la reglamentación pertinente.

27. Intervenir, en coordinación con los organismos nacionales, provinciales y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires con competencia específica, en la implementación del Programa Nacional de Empoderamiento de la Mujer en el Deporte, que tiene como finalidad garantizar la igualdad, participación, inclusión, acceso y representación de las mujeres en todos los ámbitos y a todos los niveles de la comunidad deportiva, tales como: atletas, practicantes, gestoras, dirigentes, entrenadoras, técnicas, árbitras, juezas.

Artículo 9º: El Director Ejecutivo de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL, organismo descentralizado en la órbita de la SECRETARÍA GENERAL de la PRESIDENCIA DE LA NACIÓN, tendrá los siguientes deberes y atribuciones:

1. Administrar la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL.

2. Ejercer la representación y dirección general de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL.

3. Aprobar e instrumentar el Plan Estratégico y Planes Operativos Anuales de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL.

4. Representar legalmente, celebrar contratos y emitir todos los actos o documentos que sean necesarios para el cumplimiento de los objetivos y acciones de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL, pudiendo otorgar mandatos para representar al organismo ante las autoridades judiciales y/o administrativas.

5. Instrumentar el Proyecto de Presupuesto Anual de Recursos y Gastos.

6. Entender en la designación y promoción del personal de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL.

7. Efectuar la gestión económica, financiera, patrimonial y contable y la administración de los recursos humanos del organismo.

8. Instrumentar el diseño y ejecución de planes, programas y proyectos, en el ámbito de competencia específica de la Agencia.

9. Instrumentar, junto con el ENTE NACIONAL DE ALTO RENDIMIENTO DEPORTIVO, el desarrollo de programas, fomento y actividades de capacitación vinculadas al deporte de alto rendimiento deportivo.

10. Promover y gestionar la obtención de recursos y fondos públicos para el cumplimiento de los objetivos del organismo.

11. Promover las relaciones institucionales de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL.

12. Proveer la información pertinente para la confección del presupuesto del organismo, y elevar el anteproyecto correspondiente.

13. Aceptar herencias, legados, donaciones, subvenciones, contribuciones, cesiones, realizadas por personas humanas o jurídicas de conformidad con la normativa vigente en la materia del Sector Público Nacional.

14. Confeccionar y publicar la Memoria Anual del organismo.

15. Suscribir convenios, acuerdos o instrumentos, con entes públicos o privados, estatales y no estatales, internacionales, interjurisdiccionales, nacionales, provinciales o municipales y de la CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES, en el ámbito de su competencia.

16. Aprobar e instrumentar la reglamentación referida a la Asignación Universal por Hijo por Deporte.

17. Delegar en otros funcionarios jerárquicos del organismo, funciones administrativas destinadas a una mayor eficiencia y agilidad operativa de su competencia.

18. Administrar los bienes bajo su jurisdicción y fijar los aranceles de los servicios que preste a terceros.

19. Monitorear lo referido a las actividades deportivas de Automovilismo y Motociclismo Deportivo.

20. Presidir el CONSEJO CONSULTIVO DE DEPORTE NACIONAL y dictar su reglamento de funcionamiento.

CAPÍTULO III

Consejo Consultivo de Deporte Nacional

Artículo 10º: Créase en el ámbito de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL, organismo descentralizado y autárquico actuante en la órbita de la SECRETARÍA GENERAL de la PRESIDENCIA DE LA NACIÓN, el CONSEJO CONSULTIVO DE DEPORTE NACIONAL, que estará presidido por el Director Ejecutivo de la Agencia y se conformará con el Subdirector Ejecutivo de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL y los titulares de las áreas con competencia en materia deportiva de cada Provincia y de la CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES que adhieran, y por UN (1) representante designado por el Comité Olímpico Argentino que deberá ser atleta o ex atleta olímpico y tener como antecedente haber participado en al menos un juego olímpico; UN (1) representante designado por el Comité Paralímpico Argentino que deberá ser atleta o ex atleta paralímpico y tener como antecedente haber participado en al menos un juego paralímpico; UN (1) representante de la Comisión de Deportes de la HONORABLE CÁMARA DE DIPUTADOS DE LA NACIÓN y UN (1) representante de la Comisión de Deportes de la HONORABLE CÁMARA DE SENADORES DE LA NACIÓN.

Los miembros del CONSEJO CONSULTIVO DE DEPORTE NACIONAL tendrán carácter “ad honorem” y sus funciones serán las siguientes:

a. Analizar y evaluar la situación de la actividad deportiva a nivel nacional, regional, provincial, municipal y de la CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES, con exclusión de la actividad deportiva de carácter educativo.

b. Colaborar con el Director Ejecutivo de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL en el armado de propuestas para el desarrollo del deporte en todo el territorio nacional, en el ámbito de la competencia de la Agencia.

c. Fomentar la detección de talentos deportivos en todo el territorio nacional para su inserción en programas nacionales o federativos.

d. Colaborar con las administraciones locales en el desarrollo de legislación deportiva de sus jurisdicciones, tendiente a la igualdad de acceso y oportunidades para todos los habitantes de la REPÚBLICA ARGENTINA, conforme los estándares internacionales en la materia.

e. Proponer, en coordinación con las áreas competentes de la Administración Pública Nacional, medidas activas para la erradicación de cualquier tipo de práctica discriminatoria, xenofóbica y/o racista en el ámbito del deporte.

CAPÍTULO IV

Recursos y prestaciones públicas para el Deporte y la Actividad Física

Artículo 11: Los recursos operativos de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL son los siguientes:

a. Partidas presupuestarias asignadas por la Ley de Presupuesto o Leyes especiales.

b. Los aportes extraordinarios del Estado Nacional.

c. Ingresos directos provenientes de:

i. Recaudaciones que se obtengan por las actividades que se realicen en sus instalaciones.

ii. Las ventas, locaciones u otras formas de contratación de sus bienes muebles y servicios.

iii. El producido total o parcial de la organización de concursos, actividades deportivas y otros eventos análogos, conforme a la modalidad en que hayan sido convenidos.

iv. Recursos obtenidos con motivo de la realización de eventos de índole deportiva que deriven de la celebración por parte de la AGENCIA DE ADMINISTRACIÓN DE BIENES DEL ESTADO de contratos onerosos de concesión, permiso de uso, locación, derechos publicitarios y comercialización de espacios publicitarios de los bienes bajo su jurisdicción o custodia.

v. Los fondos provenientes de la explotación de bienes muebles y de los servicios arancelados.

vi. Los aranceles y tasas que perciba como retribución por servicios adicionales que preste.

vii. Las contribuciones, subsidios, cesiones, herencias, legados y donaciones de bienes muebles que reciba.

Artículo 12: Los recursos previstos en el artículo 11 de la presente ley se destinarán a solventar los gastos de funcionamiento de la AGENCIA DE DEPORTE NACIONAL; la construcción, ampliación y mantenimiento de instalaciones deportivas; la asistencia del deporte en general; la cobertura médica asistencial; la realización de juegos deportivos por sí o por intermedio de instituciones públicas provinciales, del Gobierno de la CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES y/o municipales; al entrenamiento, preparación y capacitación de atletas, técnicos/as y entrenadores/as, profesionales especializados en medicina del deporte y profesionales especializados en las ciencias aplicadas al deporte; la actividad física; y al fomento de competiciones deportivas de carácter nacional e internacional.

Los sujetos de tales recursos podrán ser las asociaciones civiles deportivas previstas en la presente ley, los clubes de barrio y de pueblo previstos en la Ley Nº 27.098, las Provincias, la CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES y los Municipios, los atletas, técnicos/as y entrenadores/as y demás profesionales previstos en la presente ley, que en todos los casos reúnan los requisitos formales y sustanciales establecidos en las disposiciones legales respectivas.

Los recursos se otorgarán, entre otros, mediante las siguientes prestaciones públicas:

a) Subsidios: se entiende por subsidios a los efectos de la presente ley, a todas aquellas asignaciones y erogaciones extraordinarias o permanentes, dinerarias y/o en especie, con cargo de rendición de cuentas, recibidas por los sujetos comprendidos en este artículo, fundadas en razones de mérito u oportunidad, sin compensación, ni contraprestación económica o de otra especie, o que cuando éstas existan, fueren manifiestamente insuficientes o desproporcionadas al beneficio recibido.

b) Becas: se entiende por becas a los aportes en dinero y/o en especie destinados a cubrir necesidades alimenticias y/o educacionales y/o de alojamiento y/o cobertura médico-asistencial, siendo en todos los casos de carácter no remunerativo y que podrán ser asignadas en virtud de la presente por una o más veces o en forma periódica a atletas, como apoyo para su entrenamiento y preparación, y a técnicos/as y entrenadores/as de los equipos, profesionales de la salud, auxiliares de los equipos y atletas de representación nacional, que actúen en el ámbito de las asociaciones civiles deportivas de representación nacional, sin perjuicio de las remuneraciones que estos últimos percibieran de las respectivas entidades, las cuales resultarán exclusivamente responsables por el cumplimiento de las obligaciones laborales, impositivas y previsionales que se encuentren a su cargo.

Artículo 13: Las personas que desempeñen cargos directivos y de fiscalización en las asociaciones civiles deportivas contraerán responsabilidad personal y solidaria por las rendiciones de cuentas de los recursos previstos en el artículo 12 de la presente ley, como también por el cumplimiento de los fines para los cuales fueron concedidos los mismos.

Artículo 14: El régimen de asignación y distribución de los recursos previstos en los artículos precedentes queda excluido de las disposiciones del decreto ley 17.502/67 y de los artículos 1° y 2° de la ley 11.672, Complementaria Permanente de Presupuesto (texto ordenado 2014).

CAPÍTULO V

Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física

Artículo 15: A los fines de la presente ley, se entiende por Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física al conjunto de asociaciones civiles deportivas, estructuras asociativas intermedias y superiores y normas y procesos organizativos que interactúan coordinadamente a fin de coadyuvar a la práctica, desarrollo, sostenimiento, organización y representación del deporte y la actividad física.

Sólo podrán ser sujeto de las medidas de promoción, asistencia y ordenamiento de las actividades físicas y deportivas y de los beneficios impositivos y previsionales previstos en la ley 26.573 y en las normas de esa materia, las asociaciones civiles deportivas que integran el Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física.

Artículo 16: Se consideran asociaciones civiles deportivas integrantes del Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física, a aquellas personas jurídicas previstas en el artículo 168 del Código Civil y Comercial de la Nación, que tienen como objeto la práctica, desarrollo, sostenimiento, organización o representación del deporte y la actividad física, de acuerdo con los principios generales enunciados en el Capítulo I de la presente ley y reúnen las características que se indican en los artículos 17 y 18.

Artículo 17: El Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física se estructura con las asociaciones civiles deportivas de primer grado, de segundo grado, de representación nacional y superiores.

Las asociaciones civiles deportivas de primer grado son entidades denominadas clubes u otra forma compatible con su calidad, están integradas por personas humanas, tienen como finalidad esencial la práctica, desarrollo, sostenimiento u organización del deporte y la actividad física y se clasifican, según el objeto al que se dirigen sus acciones, en asociaciones civiles deportivas de deporte educativo, de deporte social y comunitario, de deporte para adultos mayores, de deporte de ámbito laboral, de deporte universitario, de deporte federado, de deporte militar, de deporte de alto rendimiento, o de deporte adaptado.

Las asociaciones civiles deportivas de segundo grado son entidades denominadas federaciones, uniones, ligas u otra forma compatible con su calidad, están integradas por otras asociaciones civiles deportivas, tienen como finalidad esencial la organización y representación del deporte y la actividad física y no alcanzan los umbrales mínimos de representación contemplados en el párrafo siguiente; se clasifican, según el ámbito geográfico en el que se desenvuelven, en asociaciones civiles deportivas de representación municipal o comunal, de la CIUDAD AUTÓNOMA DE BUENOS AIRES, de representación provincial o de representación regional y, según el objeto al que se dirigen sus acciones, en asociaciones civiles deportivas de segundo grado de deporte social y comunitario; de deporte para personas adultas mayores, de deporte de ámbito laboral, de deporte universitario, de deporte federado, de deporte militar, de deporte de alto rendimiento o de deporte adaptado.

Las asociaciones civiles deportivas de representación nacional son entidades denominadas federaciones nacionales, confederaciones nacionales u otra forma compatible con su calidad, están integradas por otras asociaciones civiles deportivas, tienen como finalidad esencial la organización y representación del deporte y la actividad física, dentro de un ámbito geográfico que comprenda un mínimo de CINCO (5) provincias y TRES (3) de las regiones deportivas previstas en la presente ley, excepto los deportes de invierno, que podrán comprender un umbral menor. Se clasifican según el objeto al que se dirigen sus acciones, en asociaciones civiles deportivas de representación nacional de deporte educativo, de deporte social y comunitario; de deporte para adultos mayores, de deporte de ámbito laboral, de deporte universitario, de deporte federado, de deporte militar, de deporte de alto rendimiento, o de deporte adaptado. El órgano de aplicación podrá disponer excepciones a los umbrales mínimos de representación indicados en el presente párrafo, cuando las características del caso así lo aconsejen.

Las asociaciones civiles deportivas superiores son el Comité Olímpico Argentino, integrado por las asociaciones civiles deportivas de representación nacional, comprendidas en el movimiento olímpico, panamericano y/o sudamericano, como asimismo todas las federaciones nacionales reconocidas por las federaciones internaciones reconocidas por el Comité Olímpico Internacional, y el Comité Paralímpico Argentino, integrado por las asociaciones civiles deportivas para deportes paralímpicos.

Se reconoce la autonomía de las asociaciones civiles deportivas integrantes del Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física en el libre ejercicio de sus funciones.

Artículo 18: Las listas que se presenten para la elección de los/las integrantes de la Comisión Directiva en las asociaciones civiles deportivas de primer grado del Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física, deben tener entre los candidatos a los cargos titulares a elegir, un mínimo de VEINTE POR CIENTO (20%), en conjunto, de mujeres y de personas jóvenes entre VEINTICINCO (25) y TREINTA Y CINCO (35) años de edad, que reúnan las condiciones propias del cargo para el cual se postulen y no estén comprendidos en alguna de las inhabilidades estatutarias. Dicha proporción debe mantenerse cuando se produzcan renovaciones parciales de los cargos titulares. El régimen electoral de las asociaciones civiles deportivas de primer grado del Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física debe asignar UNO (1) o más cargos titulares en la Comisión Directiva, para la primera minoría, siempre que reúna como mínimo, un número que represente el VEINTICINCO POR CIENTO (25%) de los votos emitidos, si los estatutos no fijaran una proporción menor.

Artículo 19: Los presidentes de las asociaciones civiles deportivas de primero y segundo grado, de las asociaciones civiles deportivas de representación nacional y superiores del Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física, se regirán conforme sus estatutos sociales, los cuales no podrán ser contrarios a los usos y buenas costumbres deportivas.

Artículo 20: Las entidades que no integran el Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física podrán ser sujeto de las medidas de promoción, asistencia y ordenamiento de las actividades físicas y deportivas, previstas en la presente ley, sólo cuando realicen actividades comprendidas en los objetivos establecidos en el artículo 1°, inciso e) y reúnan los requisitos formales y sustanciales previstos en las disposiciones legales y reglamentarias vigentes.

CAPÍTULO VI

Régimen de adhesión de las provincias

Artículo 21: Las provincias y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires podrán incorporarse a los objetivos y beneficios establecidos en la presente ley por vía de adhesión.

CAPÍTULO VII

Sistema de Información Deportiva

Artículo 22: El Sistema de Información Deportiva y la Actividad Física se compone de:

a) Un (1) subsistema de acreditación de las asociaciones civiles deportivas integrantes del Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física;

b) Un (1) registro permanente del Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física;

c) El censo de atletas federados/as, árbitros/as, técnicos/as y entrenadores/as;

d) Un (1) registro permanente de fichas federativas;

e) El censo de instalaciones públicas y privadas destinadas al deporte y la actividad física.

Artículo 23: El subsistema de acreditación de asociaciones civiles deportivas es el proceso mediante el cual se evalúa si una asociación civil deportiva reúne las características que se indican en los artículos 15 a 18 de la presente ley y se le otorga un reconocimiento formal de su integración al Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física.

Las asociaciones civiles deportivas acreditadas y los integrantes de sus comisiones directivas serán incorporados al Registro permanente del Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física que prevé el inciso b) del artículo 22 de la presente ley.

Artículo 24: El censo de atletas federados/as, árbitros/as, técnicos/as y entrenadores/as consiste en un conjunto de actividades estadísticas, coordinadas entre los organismos competentes y las asociaciones civiles deportivas, tendientes a asegurar un padrón permanente de las personas atletas vinculadas a través de una ficha federativa con los árbitros/as, técnicos/as y entrenadores/as que se encuentren relacionados con asociaciones civiles deportivas que integran el Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física.

Las fichas federativas serán incorporadas al Registro permanente que prevé el inciso d) del artículo 22 de la presente ley, con excepción de los contratos deportivos profesionales, los que se regirán por las normas del derecho común o las que regulen esa actividad deportiva.

Artículo 25: El censo de instalaciones destinadas al deporte y la actividad física consiste en un inventario descriptivo y sistemático de los equipamientos deportivos existentes en la República Argentina, conforme a su localización, antigüedad, distribución geográfica, tipología, propietarios, estado de conservación, deportes o actividad a los que estén destinados, instalaciones auxiliares y los demás datos que se establezcan en virtud de las funciones previstas en la presente ley.

CAPÍTULO VIII

Régimen Promocional del Deporte y la Actividad Física

Artículo 26: Pueden ser sujetos beneficiarios del régimen promocional previsto en el presente capítulo, las asociaciones civiles deportivas que integran el Sistema Institucional del Deporte y la Actividad Física, establecidas en el Capítulo V y los agentes del deporte y la actividad física.

Artículo 27: A los fines de la presente ley, se entiende por agente del deporte y la actividad física a las personas atletas, técnicos/as y a entrenadores/as, árbitros/as, auxiliares, profesionales de la salud y conductores/as de actividades deportivas definidos conforme a los siguientes caracteres:

a) Atleta: es cualquier persona que participa en un deporte bajo la autoridad de una organización deportiva, sujeto a las exigencias que le imponen la reglamentación y la moral deportiva;

b) Técnicos/as, entrenadores/as, auxiliares y profesionales de la salud: son las personas que intervienen en el proceso de formación por el que atraviesa la persona atleta, dirigen técnica y pedagógicamente el proceso de preparación y competencia de la persona atleta o los equipos, toman decisiones, preparan física, técnica, táctica y psicológicamente a las personas atletas, ayudan a conseguir el más alto nivel de su rendimiento, desarrollan el talento de las personas atletas para conseguir resultados exitosos a nivel nacional e internacional, aplican la metodología del entrenamiento deportivo y planifican y evalúan sistemáticamente el trabajo de la persona atleta.

Dichas personas, en caso de corresponder, deberán contar con título habilitante reconocido por el MINISTERIO DE EDUCACIÓN, CULTURA, CIENCIA Y TECNOLOGÍA o las asociaciones civiles deportivas de segundo grado o entidades superiores del deporte comprendidas en el artículo 17 de la presente ley;

c) Árbitros/as: son las personas encargadas del control y la dirección imparcial de los encuentros deportivos y de decidir las sanciones sobre el terreno. Dichas personas deberán contar con título habilitante reconocido por el MINISTERIO DE EDUCACIÓN, CULTURA, CIENCIA Y TECNOLOGÍA o las asociaciones civiles deportivas de segundo grado o entidades superiores del deporte comprendidas en el artículo 17 de la presente ley;

d) Son conductores/as de actividades deportivas: I) profesores/as de educación física, y II) instructores/as, que conducen la práctica de deportes o la realización de actividades físicas o de animación sociocultural para los asociados o usuarios de asociaciones civiles deportivas. Los/as instructores/as deberán contar con título habilitante reconocido por el MINISTERIO DE EDUCACIÓN, CULTURA, CIENCIA Y TECNOLOGÍA o entidades superiores del deporte comprendidas en el artículo 17 de la presente ley.

Mediante reglamentación se procederá a implementar la correcta aplicación de los beneficios promocionales contemplados en el presente Capítulo.

CAPITULO IX

Actos cumplidos

Artículo 28: Ratifíquese la vigencia de los actos cumplidos y ejecutados por la AGENCIA DE DEPORTES NACIONAL creada por Decreto Nº 92/2019 de fecha 29 de enero de 2019 (B.O. 30/1/2019).

CAPITULO X

Artículo 29: Deróguense los Capítulos III, artículos 10 y 11; Capítulo IV, artículos 12 y 13; Capítulo V, artículo 14; artículos 23, 29, 30, 31, 37 y 38; Capítulo XII, artículos 47, 48, 49 y 50 de la Ley Nº 20.655 y sus modificatorias.

Artículo 30: Deróguese el artículo 13 de la Ley Nº 23.184.

Artículo 31: Deróguese el Decreto de Necesidad y Urgencia Nº 92/2019 de fecha 29 de enero de 2019 (B.O. 30/1/2019).

Artículo 32: Deróguense los artículos 1º y del 9° al 51 de la Ley Nº 27.201.

Artículo 33: Deróguese toda otra toda norma contraria a la presente ley, dejando constancia que las disposiciones contrarias no tendrán validez y no podrán ser invocadas a partir de su entrada en vigencia.

Artículo 34: La presente ley entrará en vigencia a partir del día siguiente a la fecha de su publicación oficial.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

 
 

Página 1 de 26

Banner