Lomas de Zamora: LA CULTURA DEL ENCUENTRO

PDFImprimirE-mail

 

 

20191106qd1

El pasado 23 de octubre se llevó a cabo la presentación del Libro “El Deporte en la cultura del encuentro Deporte y Fé" de Víctor Francisco Lupo,  escritor, dirigente deportivo y ex Subsecretario de deportes de la Nación, en la sede de CAEPP (Centro de Análisis y Elaboración de Políticas Públicas) en la ciudad de Lomas de Zamora.

“En tiempos donde se discute el rol del deporte en las sociedades, coincidimos en la importancia del mismo para construir una comunidad organizada en la cual los niños, jóvenes, mujeres y hombres de nuestra patria puedan desarrollar una vida saludable con actividad física. Discutimos el beneficio de los clubes de barrio, las sociedades de fomento, espacios tan importante entre otros de encuentro para nuestros vecinos, el aporte de los Movimientos Populares, la iglesia y el rol del estado para fortalecer al Deporte en la construcción de una sociedad más justa, más comprometida y más participaba” comenzó diciendo el encargado nacional de Deporte del Movimiento Evita, el profesor Carlos Conti, quien presentó a Lupo como “un verdadero maestro del deporte”.

Luego de verse un documental sobre el pensamiento del Papa Francisco con respecto al deporte se pudo escuchar al cantor Mario Cabrera entonando dos canciones de su autoría que están en el CD que acompaña al libro y que también tiene una canción escrita por Jorge Bergoglio y que la interpreta el Grupo “La Tranquera”.

"El Deporte en la Cultura del Encuentro" tiene el prólogo escrito por Ezequiel Fernández Moores, uno de los más respetados y lúcidos periodistas argentinos. 

Lupo arrancó su disertación con una visión crítica del deporte en la Argentina actual, tuvo  un interesante ida y vuelta con el público presente e hizo un recorrido histórico desde el "juego como un hecho anterior a la cultura".

Luego se refirió a la irrupción del deporte en la Revolución Industrial y el traslado de ese fenómeno con las particularidades que le dio el país a través de sus clubes. 

Fue muy crítico con la actualidad. "La situación es grave, porque los chicos no hacen deporte. Hoy en la Argentina sale un deportista de élite cada 250 mil chicos, pero es difícil pensar en nuestra juventud volcada al deporte cuando el 50 por ciento de los niños tienen graves problemas de nutrición" argumentó.

Cuestionó tanto la implementación del juego online en la provincia de Buenos Aires, como el intento de transformar a los clubes en sociedades anónimas"No vienen por Boca, River o Racing; vienen por los clubes de las ciudades y por sus inmuebles en lugares muy preciados del casco urbano" dijo.

Hizo un repaso por momentos históricos, la explosión del deporte en la Argentina, que ubicó en dos leyes durante el gobierno de Hipólito Yrigoyen: la ley de descanso dominical y la jornada laboral de 8 horas. "Con el tiempo libre la gente tuvo necesidad de ocupar el ocio, y se volcó a los clubes" precisó.

Lupo hizo especial hincapié en la importancia de los clubes de barrio en el marco de una política deportiva integral, donde el Estado tenga cosas que decir. "Cuando los polideportivos ocuparon el espacio de los clubes, algo no empezó a funcionar en el deporte argentino" sintetizó.

La hora de disertación incluyó la irrupción de las multinacionales del deporte (las comparo con el FMI) y la TV en el movimiento olímpico, fustigó la "cultura del podio" como máxima expresión del exitismo y el resultadismo en la formación, y se abrió a la participación del auditorio.

En esta parte de la charla Lupo analizó el desmantelamiento del Enard y la desaparición de la alícuota a la telefonía celular para financiar al deporte de alto rendimiento; pidió "preparación y coraje" a los nuevos dirigentes para cambiar la realidad, instó a los presentes a involucrase en la vida de los clubes y en el cierre reiteró la importancia del deporte como "gran eje integrador de la sociedad". 

Banner