24 de marzo del ´76: El golpe militar y la utilización política del fútbol

PDFImprimirE-mail

 

 

Por: José Luis Ponsico (*)
 Especial para Mundo Amateur

 

 

20160328Carrascosa


  Al cumplirse 41 años del triste acontecimiento conocido como "Golpe militar" 24 de marzo del 76 entre actos y recordaciones, varias generaciones debaten hasta dónde las Fuerzas Armadas, al cabo utilizaron el fútbol, "fiesta popular por excelencia" e instrumento político para perpetuarse. 

  La ratificación del Mundial´78, una de las pruebas. El "Golpe cívico militar" instaló a los jefes de las distintas fuerzas, llamado "Proceso de Reorganización Nacional", luego "dictadura genocida". El general Jorge Rafael Videla, el almirante Emilio Eduardo Massera y el brigadier Orlando Ramón Agosti ratificaron la organización del mundial. Enseguida.

 Llamó la atención José Alfredo Martínez de Hoz, hombre del "establishment" económico, en abril instalado como Ministro de Economía de la Nación, ajeno totalmente "a la fiesta popular" del juego de la redonda -con cría de caballos "pura sangre" y adicto al Polo- que fuera uno de los voceros. 

 El periodista Dante Panzeri se opuso en medio de la crisis política, social y luego lo que redundó en tragedia por la represión brutal de las FF. AA y alertó sobre los costos del Mundial´78, dos años antes. "El dinero debería emplearse en construir hospitales, escuelas, caminos, rutas, puentes, obras públicas", opinaba.

  El Mundial´78 costó 620 millones de dólares. España organizó el suyo en el´82 y los costos no superaron 220 millones de la misma moneda. El deporte en la dictadura sintió el impacto de la represión brutal. 

  El periodista Gustavo Veiga en una investigación compiló una nómina de 35 deportistas secuestrados y asesinados. La mayoría de los casos de los crímenes de jóvenes deportistas se conocieron por el colega de "Página 12"

 Un equipo completo de La Plata Rugby Club vivió ola de secuestros. El atleta Miguel Sánchez, tucumano, residente en Berazategui, en los primeros días del´78, secuestrado por militancia peronista de Base. Llevado por un "Grupo de Tareas"

 La jugadora de hóckey Adriana Acosta, promesa en Lomas de Zamora, secuestrada en Capital Federal. El caso Daniel Schapira, estudiante universitario en el´77. Asesinado poco después. El estudiante Universidad de Buenos Aires. Lo bajaron de un colectivo de línea en Boedo.

 El futbol, sus protagonistas, vivía como "alejado" de lo que ocurría con los militantes universitarios y activistas políticos de los lugares fabriles. Sólo algunos sabían por su formación política. O intelectual

 Uno de ellos César Luis Menotti, desde el´74 director técnico, exitoso, de la selección nacional. Antes, DT. de Huracán campeón en el Metropolitano´73. En un tiempo donde todo el plantel con el Flaco a la cabeza firmó una solicitada de época

 "Cámpora al gobierno, Perón al Poder". Huracán exhibía pancartas con las consignas del "Peronismo Revolucionario". Lo de Menotti, sus ideas, tenía una historia lugareña

 Florindo Moretti, obrero ferroviario, maquinista, caudillo de luchas obreras de Arroyo Seco, Santa Fe, con prestigio militante, integraba la conducción nacional del Partido Comunista. En 1958 César Menotti se afilió al Partido Comunista -en rigor, a la "Fede"- llevado por Moretti. 

 El "Flaco", 19 años. hijo de padre peronista que había <guardado< a compañeros perseguidos durante la Revolución Libertadora, no repitió la experiencia. Menotti siempre se enorgulleció de su padre -fallecido siendo César apenas adolescente- tiempos de la "Resistencia Peronista".

 La muerte de Perón 1º de julio´74 modificó abruptamente el escenario político signado por la guerrilla y la represión <paramilitar< desatada por la organización criminal conocida como <la Triple A<. En ese momento Menotti asumía en la selección nacional en eventual <acuerdo< político con la AFA.

 El interventor saliente Baldomero Gigán, antiguo militante <nacionalista< años´50 y Argentina venía de un duro fracaso en el Mundial de Alemania. Menotti debutaba el 12 de octubre ante España y el partido finalizó 1 a 1. Exigió cuatro años de contrato y la selección permanente.

 Juan José Sebreli, escritor y ensayista, en su libro "La era del fútbol" (1998) describe plan <macabro< de la dictadura militar "utilizando el Mundial de fútbol instrumento de consolidación del Poder". 


 También Sebreli alude a Menotti y comienzos en el barrio de Fisherton (Rosario) como militante comunista. Lo curioso: Sebreli en los´50 reconocido marxista en su paso por la Universidad, graduado como sociólogo.
      
 A fines del´76 ya se conocían las primeras cifras de la represión: el diario "La Opinión" de Jacobo Timerman, decía: "Fueron ultimados 4.000 activistas en lo que va del año", un parte oficioso.

  En abril del´77 resultaba secuestrado el propio Timerman e intervenido el matutino "La Opinión". Recién en el´79, Menotti firmó una solicitada con personalidades de la cultura reclamando por los "desaparecidos" en la Argentina. 

  Menotti sabía lo que pasaba, los jugadores -salvo Jorge Carrascosa- no. Ellos, ignoraban todo. El "Lobo" Carrascosa nunca hizo pública "su deserción" dos meses antes del Mundial´78, siendo capitán del equipo. Uno de los grandes secretos de ese tiempo nefasto. 

 Varios ex compañeros comentaron que "la dignidad" suya lo llevó a dimitir. Quedó un gran interrogante. Antes, trascendió la reunión del futbolista campeón con Rosario Central y Huracán, reconocido por su calidad humana: 

 "Flaco, me bajo ... No estoy de acuerdo con todo esto", dijo. Cuando le preguntaron a Menotti, tema "tabú", sólo decía: "Jorge Carrascosa un hombre digno". A sus amigos, el futbolista les

dijo: "La dictadura hizo del fútbol su plataforma política; no tenía más nada que hacer ahí".

(*) Columnista de la Agencia Télam, La Señal Medios y Libre Expresión